Fotografias de autor

LIMITE POR AUTOR, 4 IMÁGENES POR DÍA, SI SUBÍS UNA SERIE EL LIMITE ES DE 6, MUCHAS GRACIAS!

viernes, 7 de abril de 2017

Eduardo Chillida: El Escultor del Vacío

EDUARDO CHILLIDA




Nació en 1924 en San Sebastián. A los diecinueve años inició en la Universidad de Madrid los estudios de Arquitectura, estudios que abandonará para dedicarse exclusivamente a la escultura y al dibujo en el Círculo de Bellas Artes de Madrid.




 Empezó a modelar obras figurativas, pero poco a poco tendió hacia formas más abstractas. 
En 1949 realizó Metamorfosis, obra que ya puede ser considerada abstracta.






Alrededor de 1951, con su empleo en la fragua, se inicia en el trabajo del hierro. Emprende entonces un ciclo de esculturas no imitativas, yendo en aumento su preocupación por la introducción de espacios abiertos.
Huye de la imitación de la naturaleza y va en busca de la creación e invención.







Cada una de sus obras plantea un problema espacial que trata de resolver con la ayuda del material,
según las características o propiedades del mismo. 

Centrado en el empleo del hierro ejecutó a veces unas obras de macizo aspecto y otras más aéreas. 



Siempre intentando captar el espacio a base de ritmos geométricos que lo estructuraban arquitectónicamente.

Algunos ejemplos son Peine del viento, Música de las esferas, Oyarak (Eco) y Espacios sonoros. En Peine del viento la naturaleza interviene como un elemento más, sin forzarla.


Recurre al viento y al agua, intentando que todos formen parte de la escultura..

En 1957 abre una nueva etapa de experimentación. Hasta entonces, en su lenguaje predominaban las líneas horizontales, verticales y curvas y ahora adoptará ritmos lineales más movidos e inquietos, de difícil comprensión. 



Ejemplos: Hierros de temblor o Ikaraundi (Gran temblor), donde el material férreo se extiende en el espacio sin tratar de capturarlo. 
También elabora Rumor de límites, Modulación del espacio, la serie de ensayos Yunque de sueños, o la serie Abesti Goroa (Hacia lo alto).


Son variadas composiciones que asentadas en rudos bloques de granito o madera, parecen extender sus ritmos al espacio con gran ligereza, a pesar del material, que no lo oculta.

 En un primer momento, el hierro fue el material preferido para la búsqueda espacial, pero posteriormente introdujo otros materiales como la madera, el hormigón, el acero, la piedra o el alabastro.
En la serie Alrededor del vacío, emplea el acero



Desde la década de 1980, se especializa en la instalación de piezas de grandes dimensiones en espacios urbanos o en la naturaleza, que contraponen la masa y el espacio.

A lo largo de su vida, además de recoger infinidad de premios y condecoraciones, Chillida participó en centenares de exposiciones alrededor del mundo entero. Por ejemplo, la Bienal de Venecia (1958), el premio Carnegie (1965) o el Rembrandt (1975).

2 comentarios:

  1. Muy interesante este artista y su obra que parece integrada con la naturaleza, por lo menos en estas fotos del artículo, con sus formas a veces caprichosas y desafiantes.

    ResponderEliminar
  2. Me encanto!!!! la fusión que realiza con el medio ambiente es hermosa!!!! muy buen informe e imágenes!!!! sobre escultores se muy poco, por lo que agradezco poder haber conocido al artista!!!!

    ResponderEliminar

deja tu comentario gracias!